7.3°C / 45.2°F
C: 19.40 | V: 19.87

Vital liquido

Por: Alejandro Velasco
01 de noviembre, 2018 - 03:15 | Opinión

En nuestra ciudad tenemos el privilegio de tener agua las 24 horas del día, por supuesto con sus contratiempos y áreas de oportunidad como en cualquier otro tema, pues la gran mayoría gozamos del servicio con la simple acción de girar la lleva y recibir el vital líquido en nuestros domicilios y centros laborales, todo, pese a que vivimos en medio del desierto, cosa que no ocurre en lugares en los que muy seguido reciben lluvias que deben abastecer los mantos freáticos que los dotan de agua, incluso la calidad del servicio en Juárez es superior al de Chihuahua capital, con todo y su infraestructura que es superior a la nuestra.

Esto se lo comento por los casi 5 días que a partir de ayer 31 de octubre, los habitantes de la ciudad en México en los que estarán sin el vital líquido, lo que los ha orillado a hacer compras de pánico de contenedores para almacenar agua con anticipación, lo que provocó que incluso quienes venden estos artículos, se aprovecharan de la necesidad de la población para subir de forma considerable los precios en casi el 100%, situación que no se vale, pues se supone que debemos solidarizarnos y definitivamente no hacer negocio ante la insuficiencia que se padecerá.

Esta experiencia, aunque algunos capitalinos dicen no es nueva, ya que en el pasado ya han pasado por situaciones similares, la diferencia es que ahora se les aviso con tiempo para que pudieran prepararse y sobrellevar tal inconveniente, lo que si es cierto es que lo hayan vivido o no, seguramente es desesperante no tener acceso al elemento que es básico para la sobrevivencia de la humanidad, pues se requiere para un sinnúmero de actividades cotidianas y que por tener a la mano el agua no se percibe.

Por lo mismo es necesario que nosotros que en este momento somos privilegiados por tener agua de forma sin problema deberíamos de ser más conscientes de que no siempre va a ser así, y que si desde este momento nos acostumbramos a cuidarla, seguramente por mucho más tiempo gozaremos del servicio, así que sería bueno que quien regularmente barre su banqueta o lava su vehículo con agua potable, dejara de hacerlo, al final de cuentas, a todos nos conviene y no se trata de que la paguen o no, sino de que es un recurso que se puede agotar, cosa que ya se comienza a dejar sentir pues el agua que se está extrayendo en la actualidad es de pozos más profundo, por lo que se trata de líquido que contiene muchas substancias más que se requiere de más tecnología para quitársela, si solo se utilizara, por ejemplo, para regar o lavar ciertas cosas no habría problema, pero para consumo humano no es lo recomendable.

Tomemos el ejemplo de la ciudad de México que, aunque el desabasto es por obras en la red hidráulica, la experiencia bien puede ser útil para crear la conciencia de que al carecer del elemento vital, la vida no puede fluir de forma cómo estamos acostumbrados, en fin, debemos tener una mejor cultura del uso y consumo del agua y esa debe ser la idea…

También te recomendamos
Ir a versión de escritorio