8.3°C / 47°F
C: 19.25 | V: 19.70

Repunta la delincuencia

Por: Cuauhtémoc Monreal Rocha
26 de junio, 2018 - 06:02 | Opinión

No estoy contra la policía, simplemente le tengo miedo. Sir Alfred Hitchcock, director de cine.

Domingo airoso y terroso, estamos encerrados a cal y canto y al parecer el hambre nos está pegando, pero antes de hartarnos, escribiremos esta colaboración semanal, para no molestar, por el momento, a la distinguida señora... ustedes ya saben quién, "tonces" hay que endiablarse con todo mundo, menos con la cocinera.

El mundillo electorero entró, por fin, a su etapa final y previas 72 horas 72 de meditación y reflexión, los ciudadanos mexicanos, en edad de sufragar, deberán salir a votar el próximo domingo primero de julio, por los candidotes

(as) de su preferencia, en otro intento de que las cosas cambien en este país que todo lo tiene y al cual se le ve como botín, por sus gobernantes y demás élites poderosas que lo saquean.

En cuanto a nuestra frontera, tal pareciera que nuevamente repunta la delincuencia y la sociedad juarense vuelve a ser víctima del crimen organizado y el enemigo sigue durmiendo en casa, no acaban de limpiar las corporaciones policiacas y algunos malos elementos, siguen haciendo de las suyas, los detengan o no.

El último incidente se dio este fin de semana "léllanle": El agente ministerial de nombre Jonathan Salazar, de solamente 23 años 23 de edad (un mocoso estúpido), con pistola en mano, disparó contra una persona en completo estado de ebriedad y ¡claro!, al ser detenido, este mal elemento policial, trató de charolear a sus colegas, porque se sentía como la divina garza envuelta en huevo.

El tipo, insistimos, es un mocoso de poca edad y con charola, armado y entequilao ¡viva México ca...! aquí nomás mis dídimos truenan y ni me toquen porque no saben ni quien soy; pero no tiene la culpa el indio sino el que lo hace compadre.

Como es posible que individuos como Jonathan, sean agentes ministeriales o agentes investigadores, cuando carecen de EXPERIENCIA DE LA VIDA pues este hijo de... sus pinzas perras, todavía trae la leche en la boca. ¿Y en manos de esos estúpidos mocosos está la seguridad de la sociedad juarense?. Dios nos agarre confesados.

Porque en este mes de junio, conocido dentro de la liturgia católica como el mes del Sagrado Corazón de Jesús y lo niños de antaño, llevaban flores al templo, ha habido una mortandad aterradora, (más de cien calaveritas), lo cual demuestra que a todas nuestras autoridades, la delincuencia organizada las tiene atadas de manos.

No hay poder policial o de las fuerzas armadas que puedan con ella, a lo largo y ancho del país la criminalidad ha crecido desproporcionalmente y este sexenio que terminará el próximo primero de diciembre, se significará, entre otras muchas cosas, por la violencia que se generó desde el 2012 hasta la fecha.

Los delincuentes del crimen organizado y los políticos ratas, gozan de cabal libertad, mientras la sociedad mexicana, toda, está tras las rejas en sus casas, tal como estamos nosotros en este domingo día de San Juan Bautista. A comer llaman. Adiós. Vale.

Por Cuauhtémoc Monreal Rocha

También te recomendamos
Ir a versión de escritorio